Trenes

El tren es conexión y progreso y, a diferencia del automóvil o el avión, todavía es un remanso de paz donde mantener una lúcida conversación, trabajar, leer un libro o ver un paisaje que de otra forma nos estaría vedado.

Catatonia

Hay viajes que acaban en la derrota y la esterilidad como este que conduce a la separación y al que nos han llevado un puñado de kamikazes fracasados, cortos de visión política, abandonados en su indigencia moral y apoyados por los mismos de siempre.

La ebriedad del suicida

Hay libros de los que uno tiene la sensación de salir acompañado por algún personaje; en otros abandona la última página vestido con el aliño de la orfandad.

Increíble

Estamos ante un naufragio increíble, irreal, inventado, producto sólo de la imaginación y la creación del artista. Las ruinas increíbles a partir de las cuales se realizan obras de una factura increíble.

Dos poemas

Dos poemas inéditos de El cielo desnudo, de Javier Lasheras.

El Dylan para Nobel

No es que las canciones sean o no bellas, sino que para muchos las letras de Dylan les ofrece un espejo que revela sus propias emociones y, esto, créanme, ayuda y mucho a sobrevivir. Dylan se ha hecho popular aportando la ilusión, la fe y la esperanza necesarias para consolar tantos sueños rotos y tantos fracasos sin salida.

La ventana de los desheredados

Lo diré sin rodeos: Gregor Samsa frente a la ventana, del leonés Francisco Álvarez Velasco es un libro notable que en algunos poemas se asoma a una emoción sobresaliente, algo de lo que carece buena parte de la poesía actual, cuyos textos suelen albergar un exceso de utillaje técnico, otros de sobrevalorada sentimentalidad y, aún…

Esquinas

Las primeras páginas de un buen libro suelen ofrecer pistas suficientes para saber si vas a tener que armarte emocional y/o intelectualmente ante el contenido que ofrece. Qué sé yo: Ulises de Joyce o Viaje al fin de la noche de Céline o El hombre sin atributos de Musil. Más cerca Las pirañas de Miguel…